Éride, diosa romana de la discordia y el conflicto

  • Nombre: Éride
  • Diosa de: Discordia – Conflicto
  • Destacado: Provocó la Guerra de Troya con una manzana
  • Mitología: Romana
Era hija de Juno y Júpiter y hermana de Marte y Vulcano.  Gracias a Éride se produjo la guerra de Troya y como consecuencia de esto, Eneas llegó a Italia, fundándose la ciudad de Roma.

Era la personificación de la envidia y los celos, de meter cizaña, provocar conflictos y guerras, y trabajaba, mano a mano, con su hermano Marte, el dios romano de la guerra,  para provocar conflictos bélicos.

En la mitología clásica existe una versión benigna de Érine, la hermana de la Noche, diosa primordial, pero como vamos a tratar la discordia, vamos a  separar los dos mitos.

El hecho de que muchos, casi todas en realidad, sus hijas sean auto engendradas, podría indicarnos que es la deidad primigenia, hermana de la Noche, que solían auto engendrar a sus hijos, como Ops, pero eran demonios del mal con relación directa con la guerra.

Los hijos de la diosa de la discordia

Existen muchos hijos atribuidos a Éride, pero como hay dos, voy a señalar solo los que creo probables de la diosa de la discordia.

Así pues la diosa de la discordia, fue madre de:

  • la nayare Lete, ninfa del olvido
  • Limos, espíritu maligno  del hambre, el cual pudo tener con su propio padre Júpiter
  • Algos, espíritu maligno de la pena y el dolor, tanto físico como mental
  • Hisminas, espíritu maligno de las peleas y discusiones
  • Fonos, espíritu maligno de los asesinatos
  • Androctasias, espíritu maligno de los asesinatos en combate durante la batalla
  • Mendacium,  espíritu maligno del engaño y la mentira
  • Disnomia: espíritu maligno del desorden civil y la ilegalidad

Menos Limos, que se supone lo tuvo con su padre Júpiter, todos los demás hijos fueron auto engendrados.

La manzana de la discordia

Latona, la madre de Diana y Febo, hijos que tuvo con Júpiter, se casaba con Peleo, rey de los mirmidones de Egina.

Recordemos que Juno ya trató de impedir el nacimiento de Diana, fruto de su infidelidad de Júpiter con Latona, que era hija de los titanes Ceo y Febe. Asi que Juno asistía a la boda de la amante de su marido. Recordemos que Juno era muy vengativa.

Durante la celebración de la boda, Éride, y bajo indicaciones de Júpider, recordemos que Júpiter quería provocar la guerra de Troya para que Eneas terminara en Italia, apareció en la fiesta, a la que no había sido invitada, con una magnífica manzana dorada con una inscripción,“para la más hermosa”

Todos los asistentes se maravillaron de la manzana , Éride, aparentemente despechada por no haber sido invitada, se acercó donde estaban Juno, Minerva y Venus,  dejando caer la manzana en medio de las tres diosas,  y diciendo que solo podía ser degustada por la más bella de las diosas.

Estas rápidamente comenzaron a disputarse la manzana entre ellas. Júpiter decretó que un mortal, el troyano Paris, decidiera que diosa era la más bella y por lo tanto se quedara con la manzana.

Finalmente Paris fue sobornado por Venus para que la eligiera y como pago, recibió a Helena de Esparta, desencadenando así la guerra de Troya, como quería Júpiter.

0/5 (0 Reviews)

Artículos relacionados

diosa romana Venus La Diosa Venus: La diosa romana del Amor y la Belleza
diosa romana belona La Diosa de la guerra romana Belona
diosa Diana La Diosa Romana Diana
Minerva, diosa de la sabiduría y protectora de Roma